Archivo de la categoría: Lengua Materna

Criar niños realmente bilingües

 

 

Autora:  Perri Klass, Doctora en Medicina NYT 10/06/2017

Fuente original New York Times: https://www.nytimes.com/

 

El verdadero bilingüismo es una cosa relativamente rara y hermosa, y cuando digo “verdadero”, quiero decir hablar dos lenguas con la habilidad de un nativo – algo que la mayoría de nosotros sólo soñamos mientras luchamos con el aprendizaje de idiomas en el colegio y muchos años después.

El bilingüismo altamente competente es probablemente más común en otros países, ya que la mayor parte de los niños que crecen en los Estados Unidos no están expuestos a otros idiomas. Pero los pasos a lo largo del camino hacia el bilingüismo pueden ayudar a la capacidad general del niño hacia el lenguaje. Y la exposición temprana a más de un idioma puede ofrecer ciertas ventajas, especialmente en la facilidad para la formación de los sonidos en ese idioma.

Pero los padres no deben asumir que la capacidad natural con el lenguaje de los niños pequeños conducirá a unas habilidades verdaderas del lenguaje adulto sin esfuerzo. Erika Hoff, psicóloga de desarrollo, que es profesora de la Florida Atlantic University y autora principal de un artículo de revisión sobre el desarrollo bilingüe en 2015, dijo: “Para todos los que tratan de educar a un niño bilingüe, sea cual sea su trasfondo y razón, es muy importante darse cuenta que la adquisición de un idioma requiere una exposición masiva a ese idioma”.

Los pediatras aconsejan de modo reiterado a los padres hablar lo más posible con sus hijos pequeños, leerles y cantarles. En parte para aumentar su exposición al lenguaje, un aspecto importante incluso para niños que crecen con un solo idioma. Y para fomentar el desarrollo del lenguaje, la exposición debe ser persona a persona. El tiempo frente a una pantalla no cuenta para el aprendizaje del lenguaje en los niños pequeños – ni siquiera en un sólo idioma – aunque los niños pueden aprender más adelante contenidos y vocabulario en programas educativos. “Para el desarrollo bilingüe, el niño necesitará exposición a ambos idiomas”, dijo la Dra. Hoff, “y eso es realmente difícil en un ambiente monolingüe, que es lo que son los Estados Unidos”.

Los pediatras aconsejan a los padres que no hablan inglés que lean en voz alta y que cuenten y cuenten historias y hablen con sus hijos en sus idiomas nativos, de modo que los niños obtengan esa exposición rica y compleja al lenguaje, junto con un contenido e información sofisticados, en lugar de una exposición más limitada que obtendrían de alguien que les hable un idioma en el que el propio hablante no se encuentra cómodo.

Los padres recurren a todo tipo de estrategias para tratar de promover este tipo de exposición. Algunas familias deciden que cada padre hablará un idioma diferente al niño. Pero el niño será capaz de combinar los dos lenguajes, incluso aunque los padres hablen los dos, dice la Dra. Hoff. “No hay aparentemente ninguna investigación que sugiera que los niños necesiten tener idiomas alineados con los hablantes o si no se confundirán.” Aunque por otra parte, esa regla podría ser una manera de asegurarse de que se emplea el idioma “no-inglés”.

Si un niño crece con cuidadores que hablan una lengua extranjera – tal vez una au-pair china o una niñera francesa – el niño puede apreciar algunos beneficios en el proceso de estudio de ese idioma. Pero si un niño crece hablando esa segunda lengua -como coreano, por ejemplo- con primos y abuelos, asiste a una “Escuela del Sábado” que enfatiza el idioma y la cultura, escucha música e incluso lee libros en esa lengua, y visita Corea a lo largo de proceso, ese niño terminará con un sentido mucho más fuerte de la lengua.

Hace falta más tiempo para adquirir dos idiomas que uno, dice la Dra. Hoff, y eso, de nuevo, nos devuelve a la exposición.

“Un niño que está aprendiendo dos idiomas tendrá un vocabulario más reducido en cada uno de ellos que un niño que está aprendiendo uno sólo. Hay las mismas horas en el día tanto si está oyendo Inglés o español “, dice la Dra. Hoff. Los niños estarán bien en cualquier caso, añade. Pueden mezclar los idiomas, pero eso no indica confusión. “Los adultos bilingües mezclan sus idiomas todo el tiempo. Es un signo de habilidad lingüística”.

La Dra. Hoff trabaja en el Sur de la Florida, donde hay una población educada y acomodada que crió a sus hijos en español e inglés. “Los niños empiezan como bebés bilingües, pero cuanto según crecen, el inglés supera al español”, explica. “Los que son bilingües exitosos como adultos siguen siendo mucho mejores en inglés que en español – no iban a la escuela en español, no leían libros en español, y cuando miden realmente el tamaño de sus vocabularios , o la gramática que comprenden, o la coherencia de la narración que producen, no son tan competentes como lo son en inglés”.

Gigliana Melzi, psicóloga de desarrollo y profesora asociada de psicología aplicada en la Universidad de Nueva York que estudia el idioma en familias hispanas de habla hispana e inglesa, estuvo de acuerdo. “Los padres tendrán que ser conscientes sobre la introducción del niño a la alfabetización en ese idioma”, dijo. “Tendrán que reflexionar acerca de las formas en que animarán al niño a mantener el idioma”.

También es importante, dijo, observar a cada niño y asegurarse de que el niño no está sobrecargado de exigencias debido a las expectativas y ambiciones de los padres. Tal vez tres idiomas además de un instrumento musical y un la práctica en serio de un deporte sea demasiado.

Los idiomas que aprendes cuando eres niño son importantes, pero también lo son los idiomas que aprendes más tarde en la vida. “Todos conocemos a personas que hacen grandes contribuciones y hacen ciencia de calidad en inglés y no son hablantes nativos”, dijo la Dra. Hoff. “El cerebro humano es asombroso, y la capacidad humana para adquirir lenguaje es increíble”.

Entonces, ¿qué deben hacer los padres si quieren dar a sus hijos un impulso bilingüe? “Encuentre un hablante nativo y haga que ese hablante nativo tenga conversaciones divertidas e interesantes con su hijo, y su hijo aprenderá algo”, dijo la Dra. Hoff. “No esperes que convierta a tu hijo en un perfecto bilingüe, pero eso está bien” Cualquier cosa que hagas es una ventaja.

La Dra. Melzi dijo que a menudo, un niño que usa de modo fluido dos idiomas en los años preescolares va a la escuela donde se habla inglés, y comienza a usar el inglés para describir lo que sucede allí.

“Hay un impulso a nivel global donde el inglés se convierte en la lengua franca, por lo que es importante que el niño se exponga a la otra lengua temprano, y cuanto más joven eres, más vas a sonar como un nativo”, dijo. Por otro lado, los niños mayores pueden aprender más fácilmente: “Cuanto más joven eres, más ventaja tienes”, dijo. “Cuanto más viejo eres, más eficiente eres, tienes un primer idioma que puedes usar como palanca.”

El verdadero bilingüismo puede ser raro, pero los padres no deben desanimarse por eso, ya que todas las habilidades que los niños adquieren en el camino son muy valiosas, dijo la Dra. Melzi. “Vale la pena, pero es mucho trabajo”.

==================================

Raising a Truly Bilingual Child by Perry Klass, M.D. –  NYT 10/06/2017

https://www.nytimes.com

 

True bilingualism is a relatively rare and a beautiful thing, and by “true,” I mean speaking two languages with the proficiency of a native — something most of us will only dream of as we struggle with learning languages in school and beyond.

Highly competent bilingualism is probably more common in other countries, since many children growing up in the United States aren’t exposed to other languages. But the steps along the road toward bilingualism can help a child’s overall facility with language. And early exposure to more than one language can confer certain advantages, especially in terms of facility with forming the sounds in that language.

But parents should not assume that young children’s natural language abilities will lead to true grown-up language skills without a good deal of effort. Erika Hoff, a developmental psychologist who is a professor at Florida Atlantic University and the lead author of a 2015 review article on bilingual development, said: “For everybody trying to raise a bilingual child, whatever your background and reason, it’s very important to realize that …

(To continue reading you can visit: https://mobile.nytimes.com/ )

– La visión de las familias verdaderamente bilingües de la educación supuestamente bilingüe madrileña.

Los colegios públicos madrileños reciben alumnado multicultural. Muchas familias de origen británico o, mejor, anglosajón, en un sentido más amplio, eligen la enseñanza pública como el mejor sistema para escolarizar a sus hijos. Muchos de ellos, como en este caso, son profesionales con un nivel cultural alto al que han accedido gracias al sistema educativo público del que disfrutaron en sus países de origen. Este sistema les dio acceso a las mejores universidades del mundo pero no tienen la certeza de que la educación pública madrileña, cuyos centros están copados por el falsamente denominado “bilingüismo”, esté ofreciéndoles a sus hijos la formación y oportunidades que ellos tuvieron en los años 70 y 80.

A continuación compartimos el testimonio de una madre que se ve expulsada de la educación pública en un barrio en el que no hay alternativas públicas no bilingües en la Sigue leyendo

– Bilingüismo de cartel, NO – 20 razones

margarita

1.- Segrega y la segregación daña siempre al alumnado más vulnerable.

2.- Segrega entre aulas de un mismo centro, unas de sección, otras no. Segrega entre centros, unos con cartel, otros no.

3- Vacía de contenido simplificando asignaturas fundamentales lo cual empobrece la capacidad crítica del alumnado.

4.- No hay nivel de conocimientos suficiente, ni entre el alumnado ni entre el profesorado, para que la Historia o la Ciencia o la Tecnología se conviertan en asignaturas apasionantes.

5.- La Música, la Plástica, la EF, se convierten en las clásicas marías, relegando aspectos fundamentales como potenciar la imaginación la creatividad o la salud e higiene a meras anécdotas sin mucho valor.

6.- Recorta la inversión para el otro 50% del alumnado, a veces simplemente por tener discapacidad motórica o u otra diversidad o por estar en un barrio o pueblo sin centros bilingües.

7.- Bilingüismo sería aprender a comunicar en las dos lenguas y eso no está sucediendo. El aprendizaje de la lengua castellana se ve seriamente perjudicado desde primaria.

8.- Dar 5 h. de inglés semanales implica 2 o 3 séptimas horas, 4 después del recreo. Insufribles 7as horas.

9.- Desplaza del centro a profesorado con mayor experiencia docente por no estar habilitado.

10.- Genera empleo precario para profesorado de muy baja formación en los contenidos de la asignatura.

11.- Nunca podrá ser generalizado porque no hay profesorado suficiente.

12.- En estos tiempos duros de convivencia escolar propone dar la tutoría en inglés.

13.- Con su llegada a primaria la función del tutor/tutora se reduce. Aumenta la presencia de especialistas bilingües en el aula y se imponen sesiones de 50 minutos perjudicando al alumnado que trabaja más lento.

14.- Ningún país ha necesitado impartir conocimientos en inglés para obtener un buen nivel.

15.- Cualquier chico o chica con dos horas de academia en primaria obtiene parecidos resultados.

16.- El bilingüismo termina generando macrocentros de secundaria de línea 6 o 7 o más en cada nivel donde el alumnado no tiene ya nombre propio y se convierte en un número de matrícula.

17.- Funciona con el mismo espíritu de la concertada dejando fuera al alumnado con más dificultades.

18.- Los centros que colocan el “cartel” de bilingüismo declaran la guerra al resto olvidando el principio de cooperación entre centros y de unidad en el sistema de educación pública.

19.- Por último y muy importante, la educación pública no puede crear itinerarios a partir de los 6 años. Con frecuencia se invita a las familias de alumnado que no puede seguir el nivel, a que cambien de centro.

20.- En Babelred21 defendemos que todo el alumnado aprenda otras lenguas con ratios más bajas, desdobles de aulas y metodologías más participativas e inclusivas, con profesorado bien formado.

@babelred21                     http://www.babelred21.wordpress.com           FB: BabelR

__________________________________

En el siguiente enlace podéis descargar un archivo en .pdf tamaño folio, para que podáis compartir este artículo donde se vaya a realizar un debate: razones-bilingüismo-no y otro por si deseáis fotocopiar y compartir: razones bilingüismo NO Tamaño cuartilla (fotocopiable)

__________________________

http://www.babelred21.wordpress.com

@babelred21

 

– Reflexiones sobre el bilingüismo en lenguas extranjeras

Resultado de imagen de bilingüisme

Se puede vender como se quiera e, incluso, se puede contar con una gran parte de padres o parte del colectivo de profesionales de la educación que defiendan que dar, pongamos un ejemplo, ciencias en inglés -francés, alemán o mandarín- sea beneficioso para los alumnos, pero la verdad es que hay algunas cosas que me incomodan acerca del tema. No es la necesidad del aprendizaje de un nuevo idioma, ni tan sólo que el mismo sea dictado exclusivamente bajo parámetros económicos pero, lo que sí que me preocupa es que se compren o comparen determinadas situaciones lingüísticas tan alegremente como se está haciendo.

Estudiar una materia en, pongamos por ejemplo inglés, no es lo mismo que un proyecto de inmersión lingüística como el catalán ni tiene nada que ver con las líneas educativas que existen, por ejemplo en la Comunidad Valenciana o el País Vasco. No es lo mismo porque, en el caso del bilingüismo en lenguas extranjeras, la lengua ni es la materna de ninguno de los alumnos ni es la de uso habitual en el contexto en el que se mueven habitualmente. Aprender cualquier habilidad o competencia aumentando la dificultad de su comprensión al darlo en una lengua que no es de uso habitual puede ser Sigue leyendo

– Lo que los padres españoles esconden cuando hablan en inglés a sus hijos

Parque Infantil del Paseo Real y La Negrita, en Antequera, considerado uno de los mejores a nivel nacional.

La obsesión por inculcar a los críos una lengua no materna muestra la decadencia educativa: es el ‘hijo como obra’, el hijo ‘fabricado’.

Hay algo muy turbador en oír a un muchacho de Madrid hablar en inglés a sus hijos, como si lo vieras llevando una máscara. Creo que no soy el único para el que cada vez es más habitual, al bajar al parque con mis hijas, escuchar a otros padres hablándoles en inglés a los suyos. Y no es que en Madrid haya cada vez más ingleses: se trata de padres españoles que se vuelven angloparlantes circunstancialmente, al hablar con sus hijos. ¿Qué hay detrás de la decisión de hablar en inglés a los hijos? ¿Por qué esta decisión al realizarse produce una escena inquietante? ¿A qué responde la sensación de “máscara” que genera?

Es evidente que esos padres aman a sus hijos y hablarles en inglés forma parte del Sigue leyendo